Blog

ACECHO SEGURIDAD participa en un programa especial en la CADENA SER sobre la seguridad en joyerías


La Guardia Civil está investigando el asesinato de Eduardo Gómez, un joyero de 40 años cuyo cadáver fue encontrado el pasado domingo totalmente carbonizado en el interior del maletero de su coche, un Mercedes, en un paraje de Villafranca de los Caballeros (Toledo).

Este ha sido el motivo por el que las emisoras de CADENA SER de Castilla-La Mancha han organizado un programa especial de “La Ventana” para tratar la problemática que presenta el sector joyero, especialmente en las últimas fechas.

El programa ha contado con la intervención del Delegado del Gobierno en Toledo, representantes del sector de la joyería de Ciudad Real y Toledo, y Ricardo Jiménez, Director Técnico de la compañía ACECHO SEGURIDAD.

Durante cerca de treinta minutos se ha analizado el estado de las investigaciones y el temor con el que diariamente se enfrentan los joyeros al abrir sus negocios. Desde ACECHO SEGURIDAD se han repasado las medidas exigibles, según el Reglamento de Seguridad Privada, en este tipo de establecimientos. La legislación habla de medidas de protección activas (caja fuerte, puertas blindadas y rejas en huecos) y de medidas de protección pasivas o sistemas de alarma (pulsadores de atraco, detección volumétrica, detección electrónica en escaparates y detección sísmica en el recinto de la caja fuerte). Todo esto debidamente conectado con Central Receptora de Alarmas, y con la señalización en el acceso del establecimiento indicando las medidas adoptadas en cuanto a seguridad.

Existen otros sistemas que, aunque el citado Reglamento no los exige, se están empezando a generalizar en joyerías. Son los circuitos cerrados de televisión y, recientemente, los sistemas de protección mediante niebla, los cuales generan una densa niebla inocua en caso de intrusión.

Para proteger personas en vehículos se debe recurrir a sistemas similares a los empleados en taxis de determinadas comunidades autónomas. Mediante un botón de sospecha y un botón de pánico nos comunicamos con Central Receptora de Alarmas utilizando un sistema de transmisión GSM-GPRS. En caso de que el conductor solicite ayuda, los operadores podrán dar aviso a policía, facilitando la posición exacta a través de un sistema GPS.




A %d blogueros les gusta esto: