Blog

El crédito privado puede ser un alivio al desempleo


(Comunicados de Prensa) Clifford Auckland consultores de hipotecas urgentes de capital privado, está multiplicando sus esfuerzos por dar a conocer las distintas posibilidades de su oferta de productos de crédito, de forma que busca llegar a todo tipo de personas con dificultades económicas. En el caso de desempleados, sin lugar a dudas uno de los colectivos en estos momentos más castigados, el crédito privado es un producto financiero que está ofreciendo diferentes soluciones, a corto y medio plazo. Un título de propiedad, incluso con hipoteca, es suficiente garantía para de forma inmediata obtener un crédito.

Nuevo récord de paro en España, que cierra marzo con 34.400 trabajadores que han perdido su trabajo a lo largo de los últimos 31 días, lo que eleva a 4.33 millones el número de desempleados. Como consecuencia directa, aumenta el número de personas en situación de paro que acuden al crédito de capital privado como solución alternativa a la falta de dinero y ante la imposibilidad de hacer frente a sus compromisos económicos. En este contexto, las empresas de hipotecas y préstamos de capital privado se están posicionando como el único sector financiero capaz de paliar, en la medida de lo posible, la dramática situación por la que atraviesan en España muchas familias con varios de sus miembros en paro y, en muchos casos, todos sus componentes sin trabajo. Fuera de la oferta de crédito de capital privado, es casi imposible obtener créditos, sobre todo un desempleado o personas con problemas financieros.

El número de personas en paro que ha acudido al crédito privado en los tres primeros meses del año se ha duplicado en relación con los mismos datos del año 2010. Del total de personas en paro interesadas en obtener dinero procedente de fondos privados, más de la mitad han llegado a formalizar algún tipo de operación. Los datos recogidos por Clifford Auckland consultores de hipotecas de capital privado ratifican la importancia de los préstamos privados en los delicados momentos por los que atraviesan los 4 millones y medio de parados en España.

Las diferentes propuestas de financiación que ofrece el crédito privado se fundamentan en la posibilidad que tiene muchas personas que atraviesan por problemas económicos, de activar un recurso financiero como es la vivienda. Por medio de ella se puede obtener la liquidez necesaria para evitar acciones irreversibles como la venta a la desesperada de patrimonio u otros activos.

Nada más lejos de la realidad pensar que el crédito privado es la solución definitiva. En la mayoría de los casos, es un remedio temporal que, debidamente estudiado en cada caso y planteado como una propuesta de crédito correctamente diseñada, no debe suponer una carga para el interesado. En la mayoría de los casos, es un nuevo recurso con el que hacer frente a los gastos habituales que con la pérdida del empleo son muy difíciles de soportar. También en muchos casos los desempleados que acuden al crédito privado lo hacen como herramienta para iniciar una nueva actividad laboral o crear su propio negocio.

En cualquier caso, y antes que nada, Clifford Auckland consultores de hipotecas urgentes de capital privado alerta que, la primera regla a seguir por cualquier persona que acuda al crédito privado, es hacerlo siempre a través de empresas reconocidas, con experiencia y con una trayectoria intachable a lo largo de los años. No adelantar jamás cantidad alguna. Ante cualquier duda o sospecha de irregularidad ponerlo en conocimiento de los responsables administrativos.




A %d blogueros les gusta esto: