Blog

Experiencia sensorial de pan y aceite


El establecimiento que Bizkarra tiene en el Casco Viejo bilbaíno se ha inundado de sabores, colores, olores y texturas gracias a la cata de pan de hogaza y aceite que ha organizado en sus instalaciones. Los asistentes a la degustación han disfrutado de los manjares por excelencia de la dieta mediterránea llevados por los comentarios e indicaciones gastronómicas de Eduardo Bizkarra y del sumiller Iñaki Suárez. Mayores, jóvenes y hasta niños han podido rememorar o descubrir las diferentes sutilezas que albergan los tres tipos de pan de hogaza presentados: el integral, el de centeno y el de maíz. En todos los casos realizados a partir de la tradicional técnica de la masa madre, con la que se elabora el pan del día con un trocito de masa guardada de la jornada anterior para que el resultado sea mucho más natural y duradero. De esta forma se evita además el uso de levaduras fermentadas y congeladas.
Todos los sentidos
Iñaki Suárez ha hecho un repaso a cada uno de sentidos para aportar a los asistentes a la cata de Bizkarra los elementos necesarios que les permitan detectar las particularidades de los diferentes panes.
La vista ha permitido identificar los colores del pan, siempre recomendables los de tonos dorados u ocres que marcarán el tipo de cereal y el método de elaboración empleado. Además, los ojos ha permitido observar la consistencia de la miga y si es ligeramente alveolada. El oído ha trasladado el chasquido de la corteza crujiente y el tacto ha otorgado el poder de palpar el pan para comprobar su firmeza.
También el olfato ha sido empleado en la cata con el objetivo de intentar descubrir a través de la pituitaria los ingredientes de cada pan. El gusto ha sido el encargado de poner el broche de honor a esta experiencia sensorial, con una explosión lenta de sabores en el paladar mediante la combinación de los diferentes panes con el aceite de oliva de origen catalán y gusto afrutado.
Finalmente Iñaki Suárez ha sugerido a todos los presentes las mejores combinaciones de maridaje de estos panes de Bizkarra, así la hogaza integral combina con las verduras de temporada, al igual que la de centeno que además se mezcla a la perfección con los pescados blancos o con las carnes no muy fuertes. Por último la hogaza de maíz, la que recuerda al pan más tradicional de los caseríos, es perfecta para carnes ibéricas o para postre acompañando a algunos quesos especiales.
De tour por el obrador
Dentro de su apuesta por explicar al consumidor el buen hacer en su oficio, Bizkarra ha tomado la iniciativa de organizar visitas guiadas a sus obradores de Usansolo, en Galadakao. El objetivo en este caso es acercar la panadería y pastelería artesana a todo el público vizcaíno y dar a conocer cómo se elaboran los productos de esta categoría.
Las visitas, que son gratuitas y están abiertas al público de todas las edades, se realizarán el tercer sábado de cada mes. Está previsto que den comienzo a las 10 de la mañana y que tengan una duración aproximada de 1 hora. En ellas se explicará la forma de elaboración el pan y también se visitará el obrador de pastelería. Además, para terminar con un mejor sabor de boca, al finalizar la ruta por el obrador los asistentes podrán “ejercer” la profesión en un interesante taller de chocolate.

www.bizkarra.com




A %d blogueros les gusta esto: