Blog

La protección contra incendios


A día de hoy, son muchas las medidas contra incendios que tenemos a nuestra disposición. Las puertas cortafuegos en Barcelona son una de las más eficientes, pero no las únicas. De hecho, estas disposiciones comprenderán dos tipos diferentes: las medidas pasivas y las medidas activas.

El objetivo principal de todas las medidas, tanto activas como pasivas, será el de salvar vidas humanas, minimizar todas las pérdidas que pudieran producir las llamas y el fuego, proteger el medio ambiente y permitir que el uso del inmueble afectado pueda reanudarse en el menor tiempo posible.

puertas cortafuegos en barcelona

Las medidas pasivas serán el conjunto de diseños constructivos que funcionarán como una barrera contra el avance del fuego, encerrándolo en un sector y limitando sus consecuencias. Las puertas cortafuegos en Barcelona son, sin duda, uno de los elementos más importantes dentro de esta categoría.

Dentro de las medidas pasivas, nos encontraremos con dos elementos diferentes. Por un lado, los estructurales. Por el otro, la sectorización. Pero, en ambos casos, los objetivos serán los mismos:

  • Asegurar la estabilidad de todo el inmueble
  • Reducir los efectos que podrían causar las llamas
  • Facilitar las tareas de extinción
  • Impedir la propagación del incendio

Por su parte, las medidas activas serán aquellas actuaciones que signifiquen una acción directa en la utilización de instalaciones y medios para la lucha contra las llamas y la protección contra un incendio.

Básicamente se dividirán en tres tipos bien diferenciados. En primer lugar, dentro de las medidas activas, nos encontramos con los sistemas de detección. Esto abarca desde instalaciones automáticas (como podrían ser los detectores de humo, de llamas o de calor) hasta manuales (como los timbres y pulsadores para avisar de una situación de peligro).

En segundo lugar nos encontramos con las alarmas (que avisarán mediante timbrazos o megafonía de un fuego) y la señalización (que indicará con letreros fosforescentes y luminarias la vía más rápida de evacuación).

En último lugar, dentro de las medidas activas contra el fuego, se encuentran los agentes extintores, ya sean de agua, polvo, CO2 o espuma. En este grupo también estarán incluidos los rociadores, bocas de incendio o hidratantes, ya sea, de funcionamiento manual o automático.

Como habrás podido comprobar, las puertas antiincendios en Barcelona o en cualquier otra ciudad nos pueden ayudar en la lucha contra las llamas. Pero, además, dispondremos de muchas más medidas, tanto activas como pasivas, a nuestra disposición para tratar de controlar cualquier fuego.




A %d blogueros les gusta esto: