Blog

Las empresas de préstamos de capital privado no ven peligro en las subidas del Euribor de los últimos meses


(Comunicados de Prensa) Las leves subidas del Euribor producidas en los últimos cuatro meses no supondrán cambios importantes en la actual situación hipotecaria española. Para Clifford Auckland Consultores, el 1,373 con que cerró el Euribor en el mes de julio, indica que las hipotecas, que continúan abaratándose con respecto al 2009, mantendrán durante meses sus bajos índices de interés, aunque se consolida la tendencia alcista que continuara en el futuro.

Clifford Auckland Consultores de hipotecas y rehipotecas urgentes de capital privado, apunta a que el sector de las empresas privadas de concesión de préstamos e hipotecas, apenas notara las leves subidas del Euribor, que se han venido produciendo en los últimos cuatro meses. Para que el sistema hipotecario y el consumidor en general se vieran afectados, de forma alarmante, por los efectos de la subida, el Euribor tendría que situarse por encima de 4 puntos, cosa que ni los sectores más pesimistas se ven probable al menos hasta el 2014 o 2015.

Aunque las recientes subidas del Euribor en los últimos cuatro meses sean imperceptibles en el sistema hipotecario y en las cuotas, sí pueden afectar, y por tanto dejarse notar, en determinados sectores de particulares y empresas, con un fuerte endeudamiento, aunque los efectos serán, sobre todo, a nivel psicológico. Estos sectores -desempleados, jubilados, empresas con graves problemas- que se están viendo seriamente afectados por la continua prolongación de la crisis económica, se verán obligados a volver a echar cuentas ante las futuras revisiones de sus hipotecas. Aunque no aumenten sus cuotas mensuales de forma considerable, si aumentara su preocupación ante los posibles incrementos que se puedan producir de aquí a finales de año. Lo que parece indiscutible en es que los tiempos de bajadas del Euribor han llegado a su fin.

Para las hipotecas y rehipotecas urgentes de capital privado, esta tendencia alcista no afectará en absoluto a su volumen de operaciones. Si lo haría una subida desorbitada de los tipos de interés marcados por el Euribor, lo que produciría un aumento alarmante del número de impagados y quiebras, con lo que el papel de salvavidas de los préstamos de empresas de capital privado, se vería dinamizado de forma considerable. Habría que remontarse a los años entre el 2004 y el 2006 en donde los intereses hipotecarios de la banca se situaban entre el 4 y el 6% y las hipotecas privadas se movían entre el 12 y el 14%. Durante ese periodo si se produjo un considerable aumento en los préstamos privados, ya que en los créditos privados al consumo, apenas se situaron uno o dos puntos por encima de los de la banca.




A %d blogueros les gusta esto: