Blog

Sistemas Biométricos, Cerraduras Biométricas Y Su Seguridad


(Comunicados de Prensa) Los sistemas biométricos pueden reemplazar a las cerraduras convencionales y dar mayores niveles de seguridad.

Una cerradura biométrica es diferente a una convencional, ya que no funciona con llaves, sino que cuenta con un lector de huellas digitales. Un ejemplo de estas cerraduras es la L100, de Anviz, la cual es ideal para casas y oficinas, ya que es muy rápida. Para registrar las huellas digitales en su sistema sólo se toma alrededor de 5 segundos, mientras que al suministrar una huella después de haber sido registrada- la puerta se abre en tan sólo un segundo. La L100 también incluye un lector de tarjetas, el cual brinda un mecanismo complementario de seguridad. Por otra parte, este dispositivo funciona como poca energía, lo que le permite abrir la puerta 5000 veces, con el uso de 4 baterías AA.

De la misma manera, la cerradura biométrica L100 puede guardar hasta 200 huellas y cuenta con un sistema que permite adicionar y borrar usuarios, de manera rápida y sencilla. Además, este dispositivo es de fácil instalación y posee una tasa de falsa aceptación y una de falso rechazo muy bajas, lo que lo hace muy confiable y más seguro que otros sistemas de apertura y cierre de puertas. Asimismo, su funcionamiento es totalmente independiente, por lo que no se necesita de un computador para ponerla a funcionar y no se necesita de cables para su instalación o puesta en marcha.

El sistema de esta cerradura hace uso de la identificación por radiofrecuencia y su diseño es muy resistente, pero sin sacrificar la estética. Este sistema ya está disponible en Colombia, por lo que acceder a él es muy simple, además, los precios y garantías de esta cerradura son muy llamativos, por lo que ya muchas personas han mostrado interés en ella. Existen muchas razones para acceder a este tipo de cerrojos, la principal es que permite aumentar los niveles de seguridad en oficinas, apartamentos y casas. Por otro lado, ayudan a que un sitio se vea más sofisticado y elegante, gracias a sus diseños. De la misma manera, cuando se opta por una cerradura de este tipo, se ahorra el gasto en cerrajeros, porque no habrá riesgo de extraviar llaves, ya que la llave siempre va con el usuario. Las huellas digitales van con uno a todas partes y nadie las puede hurtas, extraviar o copiar.

Una cerradura biométrica es una buena opción, para todo aquel que quiera renovar el ingreso a su residencia u oficina, sin comprometer la seguridad de estos sitios. Además, con lo que cuesta una de estas cerraduras sería poco razonable no invertir en ellas y en especial en la L100.

Si desea más información al respecto visite: http://sistemasbiometricos.co




A %d blogueros les gusta esto: