Blog

Un pulmón verde que fecunda toreros.”Casa de Campo de Madrid”.


Jueves 29 de abril de 2010

Un pulmón verde que fecunda toreros."Casa de Campo de Madrid".
Redacción Internacional -Euronewpress- Fabián Mosquera.

Caminaba una pareja solitaria en el otoño de 1996, íban; -según dijeron-"Tras el rumor del viento que venía de los vaivénes de los capotes y muletas". Eran turistas oriundos de cientos de miles de kilómetros que buscaban el origen del arte, de la escencia, del secreto final.
Ese que un hombre, solo con ver a los ojos de un toro, es capaz de captar sensaciones y sentimientos que posteriormente plasmará en una danza de la perfección.

Esa escencia que embaucó a Ernest Miller Hemingway, a Francisco Goya a José Ortega y Gasset , a Miguel Hernández, a Picasso y a nuestro maestro Fernando Botero, hizo que al cruzarme con ellos, mientras caminaba,comprendiera que entre los cedros del himalaya,las encinas,retamas y castaños, la naturaleza,en este rincón verde fecundaba toreros.
Y cúan fecunda! He visto desplegar aquí el capote con embrujo de Jose Miguel Arroyo, la muleta de Miguel Abellán,Luis Bolivar,Julián López,Úceda Leal y un sinparar de figurónes líderes en el escalafón mundial toreril.

En este sitio que fué antaño coto privado de caza de la Realeza de España,César Rincón, fraguó su preparación de aquella gesta única e irrepetible que hace parte ya de la historia Universal de la tauromaquia.

En la "Cuadrada", de la Casa de Campo de Madrid, siguiendo el legado de Francisco Romero, con pundonor torero y afición; Rafael Perea,"El Boni", Jhon Jairo Suaza,"Chiricuto", Miguel Cubero, Jimeno Mora, Angel Utrera, Simon Mijares,"El duende", Juanito Ortiz, matadores, subalternos y aspirantes de España,Colombia, México, Venezuela, Ecuador y Perú, se preparan entre la gimnasia, el toreo de salón, las tertulias y el fútbol para que perdure pese a los detractores, este sentimiento histórico quizá uno de los más antiguos en cuanto a la afluencia y captación de gran público se refiere.

He visto tras aquel encuentro de los caminantes, el rumor del viento con esperanza, esa que me hace sentir el brillo de un sueño hecho realidad, de ver nacer toreros considerados un fracaso con grandes triunfos y trofeos en el esportón.




A %d blogueros les gusta esto: